Published On: Lun, May 1st, 2017

Caretas/ Las Fichas de Alberto Fujimori

Por su importancia, a continuación reproducimos un articulo publicado en la revista Caretas de Lima sobre la polémica que se ha levantado en Perú ante la posible liberación del ex mandatario Alberto Fujimori.

(CARETAS).-Proyecto de ley para liberar al ex presidente profundiza divisiones en bancada –y en la familia– de Fuerza Popular.

Divide y Bastará

Durante las últimas semanas en el gobierno se asentaba la idea de reactivar el tema de la libertad de Alberto Fujimori.

Como lo advirtió CARETAS 2484, en el Congreso y el Ejecutivo era explorada la posibilidad de presentar un proyecto de ley que hiciera viable su arresto domiciliario. Se apuntaba a un escenario en los próximos meses, probablemente la coyuntura de Fiestas Patrias.

El presidente Pedro Pablo Kuczynki no iba a firmar un indulto humanitario. Pero seguía en pie su promesa de promulgar una ley que le permita cumplir su condena en casa, siempre y cuando fuera aprobada por el Congreso.

Martes 25, Kenji Fujimori sale del Congreso con asesor estratégico Jorge Morelli. Defendió proyecto de ley de reconstrucción.

En la última semana, la historia dio una acelerada vuelta de tuerca con los reconocimientos a los comandos Chavín de Huántar.

El lunes 24, el congresista Roberto Vieira presentó un proyecto de ley para que puedan acceder al arresto domiciliario los sentenciados que hayan cumplido al menos un tercio de su pena, tuvieran más de 75 años y sufran de alguna enfermedad. Excluye a los condenados por terrorismo, violación y narcotráfico. Abimael Guzmán y Vladimiro Montesinos quedaban fuera.

CARETAS publicó la semana pasada que personajes del gobierno barajaban que alguien con las características de Vieira –ex PPK pero de corazón muy fujimorista– presentara eventualmente el proyecto. Hoy las mismas fuentes niegan rotundamente que la movida tenga que ver con el oficialismo.

¿Dicen la verdad? ¿Acaso se adelantó Vieira al ver su nombre en el bolo?
“Iba a presentar el proyecto el 22 de abril, conmemorando la Operación Chavín de Huántar”, responde Vieira. “Pero como era sábado preferí hacerlo el lunes”. Asegura que lo planeaba por su cuenta hace dos meses y medio.

Sí es más claro que la reacción del fujimorismo no ha sido unánime. Trascendió que Kenji Fujimori llamó a felicitar a los congresistas que acompañaron con su firma el proyecto de Vieira –las necesita al no integrar bancada– como Marco Miyashiro (FP), Salvador Heresi (PPK), Sergio Dávila (PPK) y Edwin Donayre (APP).

En cambio, figuras “institucionales” de la bancada como Luis Galarreta y Héctor Becerril respondieron a la iniciativa con malas pulgas. “Qué no se vuelva a manosear el tema”, demandó Galarreta. “(PPK) tiene la respuesta. Si no se hacen leyes con nombre propio, pues que él haga el indulto”. Becerril añadió que “es su prerrogativa”.

El trámite inmediato debería ser debatir el documento en la Comisión de Justicia, pero esto queda en cuestión con la firma de Heresi, que preside el grupo. Podría pasar primero por Constitución, donde está al frente el fujimorista Miguel Torres.

“Desde el punto de vista humano, creo que sería saludable tener una medida especial (para Fujimori)”, responde Torres, en marcado contraste con Galarreta y Becerril.

El proyecto pone en incómoda posición a Keiko Fujimori, si es que observa el indulto como la única salida posible para su padre. ¿Podría votar FP mayoritariamente en contra?

“El líder histórico es Alberto, si están donde están es por él. Mal harían ellos, como primera fuerza política del país, en darle la espalda a su líder histórico”, reta Vieira.

Kenji parece resuelto a que el resultado sea el contrario. Las fisuras con su hermana son evidentes y el destino del padre encabeza la lista de los desacuerdos.

La tempestad de la familia, piensan importantes miembros del oficialismo, podría traerle mayor calma al gobierno. Según los jugadores con conocimiento del tablero de juego, el benjamín de los Fujimori calcula que cuenta con el voto de hasta 25 congresistas, lo que sobraría para romper el espinazo de la hegemonía parlamentaria de FP. En PPK no son tan optimistas y consideran que el “núcleo duro” de Kenji está en la tercera parte de ese número, con la posibilidad de estirarse hasta la docena. Nombres poco mediáticos como Liliana Takayama y Estelita Bustos saltan a la palestra, así como el del tenor Francesco Petrozzi. La firma de Miyashiro en el proyecto de Vieira es otro indicativo.

HÉROÍSMO Y DEMOCRACIA
El presidente entró en coordinación con el ministro de Defensa, Jorge Nieto, quien le dijo que su despacho ya tenía una ceremonia en agenda por los 20 años de la operación Chavín de Huántar. Finalmente se realizó el miércoles 19 en el Patio de Honor de Palacio. Allí distinguió al estandarte de los comandos con la Orden Militar de Ayacucho en el Grado de Gran Cruz.

Dos días después, durante la ceremonia central, PPK saludó “a la hija de don Alberto Fujimori, que está aquí con nosotros”. Se trataba del primer acto oficial en el que participaba la ex candidata presidencial desde que se inició el gobierno. “Tenemos que voltear la página, siempre va a haber problemas”, pidió el presidente.

Pero, ¿qué significa? ¿Indultar a Fujimori? ¿No insistir, desde la orilla contraria con la cantaleta del fraude en la elección? ¿El voto para la reconstrucción? Como se lee párrafos más arriba, en el propio Palacio de Gobierno no está claro.

Entre sus explicaciones posteriores, Kuczynski dijo que quería decir “olvidar y perdonar ciertas cosas”.

El sábado 22 el gobierno promulgó la ley que declara Héroes de la Democracia a los comandos. Fue votada en el Congreso a iniciativa de la aprista Luciana León. Sin desmerecer el patriótico esfuerzo de los comandos, es de notar la conexión “democrática” en momentos en los que se asentaba un régimen político militar de corte autoritario. El ex comandante general del Ejército, Nicolás Hermoza, el todopoderoso exasesor, Vladimiro Montesinos, y el propio Fujimori participaron en el planeamiento del operativo. Los tres están en prisión.

El proyecto original de León también declaraba héroes a los rehenes, al Grupo Especial de Inteligencia (GEIN) y la Dirección Contra el Terrorismo (DIRCOTE).

LESA HUMANIDAD
¿Es posible que un proyecto como el del arresto domiciliario salga adelante?

“Especialistas me han confirmado que Fujimori no está condenado por lesa humanidad y esa figura no se da en nuestra jurisprudencia”, responde Vieira.

Para el exprocurador anticorrupción José Ugaz no es tan simple y advierte que “la sentencia en el caso de Barrios Altos hace expresa referencia al delito de lesa humanidad y su autoría mediata. En ese caso se activa el sistema interamericano de protección de los derechos humanos. La jurisprudencia regional en DDHH ha mencionado varias veces el derecho de las víctimas a esperar justicia y ser resarcidas. Generaría un conflicto con las garantías básicas de los DDHH. Fujimori también fue condenado por secuestro agravado, que tiene restricciones y por las cuales el arresto domiciliario no está previsto en la ley”.

El congresista oficialista Juan Sheput lo considera “inviable” sin tres condiciones: “lograr un consenso político, tomar en cuenta a las víctimas de Fujimori y establecer verdaderamente su verdadera situación de salud”. Caso contrario, estima, “generará más polarización”.

Y se pregunta “¿qué va a hacer el fujimorismo? El 15 de junio se acaba la legislatura”.

About the Author

Leave a comment

You must be Logged in to post comment.