Published On: Jue, Oct 5th, 2017

El día que Argentina lloró en «La Bombonera»

(Pedro Astupiña).- La selección peruana de fútbol se enfrenta otra vez con Argentina en la lucha por la clasificación del Mundial de Rusia 2018. Pero,visto lo visto, el equipo albiceleste aún no ha encontrado la dirección convincente de un buen juego. Los resultados obtenidos dejan mucho que desear. Y tanto así que se puede quedar fuera del Mundial.

A lo largo de los años Perú ha sido siempre su hueso duro de roer en esta competición. Por ello el técnico Sampaoli ha elegido el mítico estadio de «La Bombonera», no porque sea una cancha bonita, sino más bien, para intimidar a la escuadra peruana. Apelan al «miedo escénico» que pueda provocar.

Con Messi en plan salvador, con las tribunas como bloques de prensa que aprietan, con la hinchada a pocos metros de la cancha y el bullicio ensordecedor, «La Bombonera» se convierte en uno de los campos más temidos del «deporte rey», todo a favor de Argentina.

Pero, ¡cuidado!, a la selección peruana de fútbol no se le puede subestimar, Argentina nunca olvidará que hace 48 años, en este mismo coloso, los peloteros peruanos la hicieron llorar eliminándoles del Mundial de México 70, con el profesor Waldir Pereyra Didí, quien diseño estratégicamente un equipo inteligente para este recordado encuentro.

En ese entonces, Perú venía de sufrir varias expulsiones en Bolivia con el mal recuerdo del tristemente céebre árbitro Chechelev, por lo cual la blanquiroja vio mermado su poderío atacante para sortear a una férrea defensa argentina, en ese entonces, la más temida del continente:  Pachamé, Perfumo, Bilardo, Marzolini. Perú lo tenía todo en contra.

Aún así, los peloteros peruanos saltaron al campo de fútbol con “dos pelotas”.  La rotura del pantalón de Perico León, los toques, caños y pelotazos de Roberto Challe y compañía, ¡Y cómo no!, con los dos golazos de Oswaldo «Cachito» Ramírez desesperaron a la escuadra argentina que a duras penas logró empatar a dos goles. Aquella histórica tarde Perú sumió en un baño de lágrimas a toda Argentina.

Esta noche es la hora

Esta actual selección tendrá que vestirse como en los 70. Perú tendrá que jugar nuevamente con «DOS HUEVOS», y todo será posible. Los peruanos que están en casa y los que estamos afuera cantaremos el ¡PERÚ CAMPEÓN! Ondearemos la blanquiroja, recordando al pecoso Ramírez, a Eduardo San Román, a Rulito Pinasco y a Don Augusto Carranza con el “No nos ganan, primito, no nos ganan”

A los sufridos peruanos, después de mucho tiempo, nos surge una alegría, y es la esperanza de volver a ver a nuestro país disputar un Mundial.

Es una pena decir que el deporte en general y nuestro fútbol, en especial, vergonzosamente, está por los suelos. A pesar de ello se atisba en el horizonte un halo de esperanza. Durante mucho tiempo y actualmente la lacra y la basura corrupta, envejecen de la mano dirigiendo nuestro deporte. Ellos son los culpables de ésto y mucho más.

Cuando faltan horas para el ansiado partido, solo podemos mirar con pena e impotencia cómo las los sucesivos gobiernos no han hecho nada por nuestro deporte.

Pero, hoy es hoy. Este debe ser un gran día de esperanza.

Y ahí lo dejamos: que el técnico Gareca se vista de Didí, y en los «chimpunes» (botines) de nuestros muchachos la magia del buen fútbol haga trizas el sueño argentino. El Coloso de la Bombonera no puede, ni debe amedrentarnos.

Vamos a tener muchos factores en contra. Y el que más suspicacias crea es que para  la FIFA y el show-business sería un mal negocio que Argentina no clasifique al Mundial. Esta noche lo sabremos.

¡No nos ganan!    ¡Arriba Perú!   ¡Viva el Perú CARAJO..!

ARGENTINA 2- PERÚ 2

PERÚ

Rubiños, Campos, La Torre, Chumpitaz, Risco; Challe, Cruzado, Baylón, León; Cubillas y Ramírez.

ARGENTINA:

Cejas; Gallo, Perfumo, Albrecht, Marzolini; Rulli, Brindisi, Pachamé, Marcos; Yazalde y Tarabini.

 

Auspicia: Pedro Astupiña Balmaceda.

DON CEVICHE, C/ Segovia 15 Madrid

About the Author